jueves, 15 de marzo de 2012

[Publicado en la revista digital Palabras Diversas]

Os doy una noticia que, supongo, es buena para mí como escritor. La de que la ya veterana revista digital bimestral Palabras Diversas http://www.palabrasdiversas.com/palabras/home.asp en su número 34 (marzo-abril de 2012), en su sección La Palabra, ha incluído mi poema Serviles y mis relatos El Corazón de Oro y El humano. No he tenido que esperar casi nada desde mi solicitud, en el número siguiente al del que se publicó después de hacerla, he aparecido. Esto empieza ya a parecerse al reconocimiento que necesitaba mi autoestima chafada pero, hasta que no me den el Nobel de Literatura, probablemente seguiré con mis melancólicas dudas e, incluso entonces, quizá envidie al Nobel de Medicina por sus posibles juventud y vientre plano, capaces de enamorar a las mujeres que me enamoran a mí. Claro que estas cosas son pura vanidad  e ironía pues lo único de lo que nos deberíamos sentir orgullosos es de cumplir nuestro propio destino particular y realizarnos como individuos a través del amor. Que seáis felices también vosotros de esta forma que digo y con un poco de la ayuda que da el éxito profesional. Abrazos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario