domingo, 29 de abril de 2012

Ascendiendo a ti

Es tu cuerpo tierra nueva, 
fecunda tierra de espigas, 
tierra noble que, en abril, 
se llena de primavera; 
también es tu alma tierra, 
alto monte que en mi pecho 
encuentra todas sus cuestas; 
yo quiero arar este predio, 
quiero cultivarte, amada, 
depositar en tu falda, 
las amapolas de mi alma. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario